Más meriendas “fit”: ¡Un delicioso recetario!

¡Para que luego no digas que no sabes que preparar! He preparado cuidadosamente estas ideas y recetas de meriendas fit, con el propósito de darte las herramientas necesarias para que no brinques este tiempo de comida tan importante.

¡Hoja, lápiz o copy/paste!

Brocheta de frutas:

Instrucciones:

  1. En primer lugar, es importante destacar que las brochetas de frutas se pueden preparar con las frutas que más te gusten
  2. En mi caso, utilizaré kiwi, papaya, melón, manzana, banano, piña, mango y melocotón.
  3. Lavar las frutas, pelarlas y cortarlas en trozos que no sean muy delgados para evitar que se rompan al pincharlos en la brocheta.
  4. Y ahora ya será el momento de empezar a pinchar las frutas en la brocheta, alternando las unas con las otras, creando incluso distintos diseños de colores.

brocheta

Wrap de pollo / Wrap de pollo sin carbs

Ingredientes:

½ pechuga de pollo en rebanadas

1 trocito pequeño cebolla blanca fileteada

¼ Chile dulce verde en tiritas

¼ Chile dulce rojo verde en tiritas

Sal y pimienta negra, al gusto

Tortilla de harina, tamaño pequeño. Si lo quieres sin carbs, sustituye la tortilla por una torta de huevo (2 claras + 1 yema)

¼ de aguacate y unas hojitas de lechuga si lo desea

Marinar la pechuga de pollo previamente cortada en trozos, con jugo de 1 limón, ajo y 1 cucharadita mantequilla clarificada (ghee) o un chorrito de aceite de oliva y deja reposar unos 30 minutos como mínimo, pero puedes dejarlo toda la noche marinando en el refrigerador.

En un sartén o plancha con aceite en spray, agrega la cebolla y el chile dulce. Cocina a fuego medio alto durante 8-10 minutos o hasta que se hayan suavizado. Sazona al gusto. Retira del fuego. En ese mismo sartén cocina el pollo, unos 5-6 minutos (depende del grosor de las fajitas). Agregar los vegetales previamente cocidos y mezcla bien. Sirve en una tortilla caliente o en la torta de huevo, agregándole el aguacate en trozos y/o lechuga picada y enróllalo.

 

Dip de yogurt y pepino

Ingredientes:

1 yogurt natural griego NIKKOS FIT

½ pepino que no esté blando.

1 pizca de ajo.

Jugo de un limón

Aceite de oliva virgen extra.

Unas hojas de menta fresca

Sal al gusto

En primer lugar tendremos que pelar el pepino, procedemos a rallarlo y lo pondremos en un bol. Sazonamos con un poco de sal y removemos bien. Vamos a dejar reposar el pepino como unos 15 minutos más o menos, para que suelte toda el agua. Este proceso es importante, ya que nos interesa que la mezcla final no quede muy liquida.

Mientras dejamos reposar el pepino, en un mortero, majamos el ajo junto con unas hojas de menta fresca y después el zumo de limón.

También mezclamos en un bol, el yogurt con 1 cuchara de aceite de oliva. Ahora que hemos mezclado bien el yogurt y el aceite, incorporamos el majado de ajo y menta. Ya para finalizar escurrimos muy bien el pepino, que como verás ha soltado bastante agua. Juntamos el pepino y la mezcla del yogur y probamos como está de sal. Dejamos reposar en la nevera durante una hora más o menos antes de servirlo.

Servirlo con vegetales al gusto, apio, zanahoria, brócoli, tomate o pepino (la ración equivale a una taza de vegetales)

Ideas-para-meriendas-saludables

Batido de proteínas y fruta

Elaboración:

Si utilizas la proteína como merienda, puedes mezclarla con frutas o incluso hacerla con leche sin lactosa 0% para variarle un poco el sabor y la textura si estamos un poquito aburridos de ella.

En una licuadora pon 150ml de agua, 1 scoop de proteína (ISO100) del sabor que más te guste, agregamos de 1 a 3 frutas de tu elección (máximo 1 taza de frutas por batido) y un poco de hielo, licúa y bebe de inmediato. Yo personalmente prefiero utilizar frutos rojos o frutas de bajo IG.

maxresdefault

Sandwiches sin pan

  1. Bastones de pepino

Ingredientes:

½ pepino

50gr Pechuga de pollo o atún cocido y partido en dados

1 tallo de apio picadito

2 hojitas de espinaca picadas

½ zanahoria rayada o picada en dados pequeñitos

Pela el pepino, pártelo por la mitad y retira las semillas, resérvalo. Mezclar todos los ingredientes del relleno con el pollo o atún, salpimentar al gusto y rellenar. Para que no quede muy seco puedes echarle un chorrito de vinagreta.

  1. Sandwich de Chile dulce rojo

Uno de los alimentos más versátiles a la hora de preparar recetas es el chile dulce rojo. Este ingrediente es muy fácil de rellenar y su sabor va muy bien con carnes y otros vegetales.

Ingredientes

1 pimiento rojo

3 lonchas de jamón serrano o jamón de pavo bajo en grasa y sodio

1 o 2 hojas de lechuga o espinaca

¼ de aguacate en rebanadas finas

Lavar y abrir el chile dulce, sacarle las semillas y rellenarlo con el jamón, asar unos minutos. Rellénalo con el resto de ingredientes y échale un chorrito discreto de aceite de oliva y reducción balsámica.

  1. Sándwich de lechuga o espinaca

La lechuga y la espinaca son vegetales verdes ricos en antioxidantes, vitaminas y minerales que mejoran la salud y contribuyen a prevenir enfermedades. Este ingrediente es ideal para todo tipo de sándwiches y va muy bien con todo tipo de carnes.

Ingredientes:

Una hoja de lechuga o espinaca grande

Un poco de salmón o fiambre bajo en grasa y sodio.

Un poquito de repollo y zanahoria rallados

Yogurt griego con una cucharadita de aceite de oliva, jugo de ½ limón, salpimentar.

Sobre la hoja de lechuga o espinaca, coloca el salmón o fiambre, el repollo y zanahoria rallados y la salsa de yogurt, haz un rollito y listo! *De manera opcional se puede preparar con pollo y queso.

sanguches-sin-pan2

Frutos secos

A pesar de lo que muchos puedan pensar, los frutos secos son parte una dieta balanceada., puesto que ofrecen una saciedad y una variedad de beneficios para la salud.

  • Es uno de los pocos alimentos que contiene fósforo.
  • Poseen pocos hidratos de carbono en su composición.
  • Se trata de unos alimentos muy energéticos, ricos en grasas (entre 50% y 70%), proteínas así como en oligoelementos.
  • Hay diferentes tipos de frutos secos que difieren por su mayor aportación de vitaminas (sobre todo del grupo B) o ácidos grasos Omega 3 (poliinsaturados).

Algunas consideraciones al comer frutos secos:

  • No se recomienda el consumo de frutos secos si tienes problemas de hipertensión arterial y obesidad o alergias a alguno de estos frutos secos.
  • Su consumo debe ser crudo, tostado y sin sal.
  • Lo mejor es que sean parte de los desayunos, meriendas y platos principales de las comidas, como ensaladas.

La porción adecuada es ¼ de taza al día y el fruto seco con menor cantidad de carbohidrato son las almendras. Los estudios demuestran que un puñado al día de aproximadamente 23 almendras puede ayudar a tener niveles más bajos de colesterol LDL y combatir la inflamación.

top-10-frutos-secos (1)

Yogurt griego con frutos rojos y granola

Ingredientes:

1 yogurt Nikkos natural o Nikkos Fit natural

¼ de taza de Granola sin azúcar (Me gusta usar la de Cosecha Dorada)

¼ de taza de frutos rojos (arándanos, frambuesa, moras, fresas, etc)

1 cucharadita de miel de ágave

Mezcla el yogurt con la cucharadita de miel. En un bowl o vaso pon la granola, cubre con el yogurt y la fruta de tu elección.

untitled

Me cuentas como te va con las recetas, así me motivo a hacer más recetarios e inspirarme gracias a tu experiencia.

¡Nos encontramos pronto!

Besos,

Marce.

Anuncios

Meriendas… ¿Por qué son tan importantes

¿Por qué es importante la merienda?

“Desayuna como un rey, come como un príncipe y cena como un mendigo y merienda como un ministro”. 

La merienda suele ser la gran olvidada dentro de las comidas del día, pues solemos restarle importancia a la ingesta que realizamos entre el desayuno y el almuerzo y entre el almuerzo y la cena, la merienda es una comida necesaria y de mucha utilidad para nuestro organismo.

Saltar la merienda implica pasar un largo tiempo sin comer alimentos, lo cual reduce los nutrientes en sangre y los sustratos de energía para cerebro y otros órganos. Además, se incrementan las señales de hambre llegando con un nivel elevado al almuerzo y la cena, momento en el cual aunque debiéramos comer con mucha moderación, y consumimos gran cantidad de alimentos.

No deben pasar más de 3 o 4 horas entre comida y comida, por lo que deberíamos hacer una merienda a media mañana y una segunda merienda a media tarde para cortar el período de ayuno y es fundamental si queremos controlar los niveles de hambre, mantener la energía del cuerpo y la actividad del metabolismo. Su realización puede ayudarnos a adelgazar o mantener el peso ideal, nos ayudará a mantener el cerebro en funcionamiento y a no alterar el proceso normal de crecimiento (en el caso de niños y adolescentes).

Una merienda saludable

Para que la merienda sea realmente saludable y conserve su función permitiéndonos mantener activo el organismo y llegar con menos hambre a la próxima comida, lo aconsejable es que se componga principalmente de proteínas que dan gran saciedad, algo de fibra y carbohidratos complejos. Por supuesto, si podemos incorporar micronutrientes con esta comida, será mucho mejor. Los micronutrientes son sustancias indispensables para los diferentes procesos metabólicos de los organismos vivos, se refiere a las vitaminas minerales y oligoelementos, los vamos a encontrar en grandes cantidades si preparamos por ejemplo un batido verde de frutas y vegetales.

¡Ya sabés, la merienda es un tiempo de comida que no hay que olvidar ni dejar pasar!

Nos vemos en mi próxima entrada.

Besos,

Marce.

 

 

 

Desayunos ricos, nutritivos y saciables.

Un buen desayuno es un fundamental para encarar el día con energía y actitud positiva. ¿Lo mejor de todo? Lo saludable no tiene porque ser aburrido. Sino toma nota de estos desayunos súper nutritivos, saciables y deliciosos:

 Opción 1: Huevo revuelto con vegetales

Ingredientes:

3 claras de huevo + 1 yema

½ zanahoria rallada

5 espárragos verdes picados

1/3 tz de hongos en rebanadas

Sal y pimienta al gusto

En un sartén de teflón con PAM sofríe los vegetales por unos 5 minutos, bate los huevos y agregalos al sartén, no dejes de remover la mezcla hasta el punto de cocción que te guste.

Puedes acompañar tu plato con una tostada de pan integral artesanal o Konig grande con una cucharadita de aceite de oliva virgen extra.

También puedes hacerlo como Omelette de huevo con vegetales.

IMG_3014

Opción 2: Montadito de huevo con kale.

Ingredientes:

1 taza de Kale 

30 gramos de queso de cabra rallado o queso ricotta

Una tostada de pan integral artesanal o Konig grande

2 claras + 1 yema

Picamos el Kale y lo arreglamos con aceite de oliva extra virgen, sal y pimienta y un chorrito de vinagre balsámico. En un sartén de teflón con PAM preparamos el huevo frito.

Hacemos el montadito sobre la tostada recién horneada colocando primero el Kale, luego el queso rallado y finalmente el huevo.

IMG_3015

 Opción 3: Pancakes de Proteína

Ingredientes:

1/3 de avena integral

2 claras de huevo + 1 yema

1  scoop de proteína ISO100 del sabor que más te guste

200ml de leche de almendra o leche deslactosada 0%

1 sobre stevia

1 chorrito de vainilla

1 cucharadita de polvo de hornear

Son súper fáciles y rápidas de preparar, sólo tenés que licuar todos los ingredientes, reserva la mezcla. En un sartén de teflón muy caliente y con PAM cocina los pancakes uno por uno, vierte la mezcla y esperá a que haga burbujitas, le das vuelta y cocinas 40 segundos más y listo, entre cada uno limpia el sartén con papel de cocina. (salen entre 4 y 5 unidades)

Puedes servirlos con fruta picada y 2 cucharadas de miel de ágave.

IMG_3016

Opción 4: Avena con frutos rojos

1/3 tz de Avena Integral cocida con 200 ml de leche de almendras durante un minuto y medio en el microondas o 5 minutos en fuego normal.

Deja enfriar unos minutos y agregale un scoop de proteína en polvo. Sirve en el tazón y encima agregas un poco de coco seco en hojuelas, un puñito de almendras tajadeadas y frutos rojos (fresas, frambuesas, arándanos).

IMG_3012

Opción 5: Huevos con jamón y aguacate

Ingredientes:

1 huevo completo + 3 claras

3 lonchas de jamón de pavo bajo en grasa y sodio

¼ de aguacate

1 rebanada de pan integral artesanal o Konig grande

En un sartén de teflón con PAM preparamos el huevo frito, salpimentar al gusto. Majamos el aguacate con un tenedor (podés arreglar el aguacate con un chorrito discreto de aceite de oliva virgen extra y una pizca de sal), colocamos la mezcla sobre una tostada recién horneada. Servir en un plato grande el huevo, 3 lonchas de jamón de pavo y la tostada preparada.

IMG_3011

Opción 6: Desayuno típico (Gallo pinto + huevos + natilla)

Ingredientes del gallo pinto:

1 Tazas arroz cocinado o cocido

½ Taza frijoles negros cocinados

¼ Taza caldo de frijol

½ Cebolla finamente picada al gusto

1 Chile dulce picado al gusto

Culantro picado al gusto y salpimentar

Poner una cucharadita de aceite en una sartén y dejar que caliente bien, freír la cebolla hasta que se cristalice, agregar el chile dulce y dejar freír unos 6 minutos. Echar los frijoles con el caldo y el culantro revolver bien y dejarlo otros 8 minutos tapado. Echar el arroz y revolver bien de manera que el arroz y los frijoles estén bien mezclados. Deje en el fuego hasta que seque y sírvalo caliente.

Ingredientes del huevo revuelto:

3 claras + 1 yema

En un sartén de teflón y con PAM hacer el revuelto salpimentando a su gusto

Ingredientes de la Natilla Fit:

¼ de yogurt griego

1 pizca de sal

Mezcla el yogurt con la sal

Sirve en un plato grande ½ taza de Gallo Pinto, el revuelto de huevos y colocá en un recipiente pequeñito tipo dulcerita la “natilla FIT”.

*Nota que hemos sustituido el pan o tortilla (1 porción de carbohidrato) por el gallo pinto.

IMG_3013

Un beso,

Marce.

*Todas las imágenes son con fines ilustrativos. 

 

 

¡Para los amantes del pescado!

¡A Interactive Fitness Center llega de todo! Vegetarianos, o los que sólo no comen carnes rojas, los que no comen pescado, los que no comen pollo, los que no consumen lácteos, en fin… tenemos de todos los gustos. Y es que eso es lo bonito de tener la oportunidad de trabajar con diferentes tipos de personas, con necesidades y preferencias diferentes.

En mi blog he compartido recetas para todos, bajas en azúcar, sin gluten, vegetarianas, etc. Entonces una amiga compartió conmigo una receta saludable apenas para estos días de Semana Santa, dónde muchos por religión no consumen carnes rojas, y el pescados es protagonista en gran parte de los menús de las familias.

Según me dice ella es deliciosa, no la puedo probar porque cómo ustedes saben llevo una dieta vegetariana desde hace muchos años, pero quiero complacer a mis clientes, amigos y seguidores que gustan del pescado, compartiendo esta receta.

Atún fresco con alcaparras y limón. 

¿Qué necesitas?

¡Fácil! Con tan solo 6 ingredientes lograrás lucirte para el almuerzo o la cena.

Las cantidades de esta receta son para una porción.

  • Medallón de atún fresco.
  • Alcaparras.
  • Limón.
  • Aceite de oliva.
  • Sal.
  • Pimienta.

El atún es fuente rica de Omega 3 y es ideal para bajar el colesterol malo.

¡Manos al atún!

Calienta un sartén, aparte unta de aceite de oliva al medallón de atún, no agregues el aceite al sartén. Agrégales sal y pimienta a tu gusto, preferiblemente sal gruesa que es más saludable que la sal refinada.

Aparte puedes combinar en un tazoncito unas dos cucharaditas de alcaparras con el jugo de medio limón y reserva.

Ya con el sartén caliente, pon el medallón de atún, unos 3 minutos por cada lado, la idea es que quede medio rojito en el medio.

Una vez que lo cocinaste por ambos lados agrega la mezcla de limón y alcaparras y deja que se combinen con el atún por un par de minutos con el fuego bajo.

¡Y listo!

Puedes acompañarlo con ensalada o vegetales.

¿Qué te parece?

Si te animas a hacerla me encantaría que la compartieras en nuestro Facebook.

¡Provecho!

Besos,

Marce.

atuningatun

¡Adiós pancita! 5 alimentos para quemar grasa abdominal

Tener cuadritos es el sueño fitness de más de uno, pero el área abdominal es una de las partes del cuerpo más duras de trabajar y dónde cuesta un poquito más de tiempo en verse los resultados esperados.

Como siempre lo he dicho: ¡Nada se consigue milagrosamente! Por eso para ver los resultados deseados tienes que entrenar mucho, con constancia, disciplina, compromiso, y si quieres tener un “six pack” en tu abdomen entonces tienes que agregarle a tu rutina mucha paciencia. 🙂

Aquí te dejo 5 alimentos que por sus propiedades son geniales para ayudarte a quemar esa grasa focalizada en tu pancita de la que taaaaaanto te quieres deshacer. ¡A tomar nota!

  1. Manzana: la manzana es una fruta rica en vitamina C, flavonoides y beta caroteno. Los nutricionistas recomiendan comer una o dos al día si lo que buscas es quemar grasa. Puedes comértelas enteras o bien, las puedes combinar con alguna otra fruta o vegetal de esta lista en un delicioso jugo. ¿Te apetece? manzanas
  2. Apio: es conocido como el ayudante perfecto en la pérdida de peso. El apio posee un alto contenido de vitamina C y calcio. Lo bueno del apio es que es muy versátil, puedes comerlo crudo o cocido y su sabor siempre es delicioso. apio-v
  3. Banano: dependiendo de su tamaño el banano puede llegar a tener entre 70 y 130         calorías, por lo que es muy acertado comer uno como merienda. Es una fruta muy sustanciosa, es rica en potasio, magnesio, calcio y vitaminas. En Costa Rica disfrutamos de todo el año de esta maravillosa fruta. ¡Aprovéchala! banano-uraba.jpg
  4. Aguacate: existe una creencia de que el aguacate engorda, lo cual no es cierto. El aguacate posee ácido oleico, que es un elemento que nos permite retrasar la sensación de hambre y además es rico en fibra lo cual ayuda montones a conseguir un vientre plano. La idea de comerlo es aprovechar que nos brinda esa sensación de saciedad, pero no es recomendable abusar de su consumo si tienes como objetivo quemar grasa.n_izq_pasiones_belleza_pura_aguacate
  5. Tomate: pocos son las verduras que se pueden combinar y mezclar con lo que sea, y es que el tomate es privilegiado en hacer esto posible. Lo podemos comer crudo, cocido, en jugos, en salsas… en fin de múltiples formas. El tomate reduce la acumulación de lípidos en la sangre, entonces actúa como depurador de grasa. ¡A comer mucho tomate! Tomates.jpg

 

¿Y entonces? ¿Ya te decidiste por agregar estos 5 deliciosos ingredientes a tus comidas?

Espera en mi próxima entrada ejercicios para ayudarte a lograr ese abdomen marcado, tonificado y envidiable.

Nos encontramos pronto.

Besos,

Marce.

¿Cómo puedo bajar mi grasa corporal?

YOUR GUIDE TO ORGANICS ONLINE (1)

Siempre he pensado que tener un aspecto físico saludable es importante, ya que causamos buenas impresiones a quienes nos rodean, además de que nos hace sentir felices con nosotros mismos.

Muchas personas al hacer dietas o ejercicio solo se preocupan por la pérdida de peso, ignorando por completo sus niveles de grasa corporal. El estar delgados no es en lo absoluto sinónimo de buena salud. ¿Porqué? Porque podríamos tener los índices de grasa corporal más altos de lo normal sin darnos cuenta.

Claramente nuestro organismo requiere de esta grasa para mantenerse saludable y en perfectas condiciones, ya que es la que permite regular la temperatura corporal, aporta energía y funciona para proteger y aislar a los órganos como si fuese un colchón, además en el caso de las mujeres la grasa corporal es vital en la producción de hormonas. El porcentaje saludable en hombres debe ser del 8% al 19%, y en mujeres del 11% al 21%.

¿Qué debemos evitar? 

Para evitar que los niveles de grasa corporal suban es necesario dejar de consumir alimentos que inducen y elevan estos niveles.

Grasas saturadas: son grasas de origen animal y pueden aumentar los niveles de colesterol malo y por ende diminuir los de colesterol bueno. Como por ejemplo: mantequilla, natilla, crema dulce, tocineta, la piel del pollo, embutidos, etc.

  1. Grasas trans:estas grasas tienen el mismo efecto negativo que las saturadas, pero además de eso se les vincula con el aumento de riesgo de diabetes, enfermedades  cardiovasculares, obesidad, entre otros. Esta grasa se almacena como grasa abdominal, o sea… ¡La odiada “pancita”! Así que dile NO a estos alimentos: galletas,   frituras, repostería, donas, snacks.
  2. Harinas refinadas: este grupo de alimentos es el que con más razón se debe evitar, ya  que no solo aumenta los niveles de grasa corporal sino que además provocan picos altos en los niveles de glucosa e insulina. Evita a toda costa: arroz blanco, pan blanco, pasta, papa, yuca, tortillas de trigo, galletas, repostería, dulces, etc.
  3. Azúcar: ¡La reina de todos los males! ¿Cuántas enfermedades se ven relacionadas con  el consumo del azúcar? ¡Cientos! Evita el azúcar refinado y los productos derivados de  ella.

¿Qué debes consumir para mantener una grasa corporal saludable? 

  1. Proteína magra:son todas aquellas fuentes de proteínas con cantidades de grasa  saludables. Como el huevo, pechuga de pollo sin piel, carnes bajas en grasa, pescados  y mariscos, quesos bajos en grasa, embutidos 98% libres de grasa, lácteos descremados, proteína de soya ó productos a base de soya bajos en grasa (batidos, tofu, semillas, leche, yogurt).
  2. Acidos grasos esenciales: busca los alimentos donde estén presentes el Omega 3 y 6, como por ejemplo: pescados de color (salmón, trucha, sardinas, atún,  macarela, aceite de lino, soya y canola, semillas de linaza, nueces en general, huevos, también alimentos fortificados como galletas integrales, cereales, leche.
  3. Picolinato de cromo: es un derivado del cromo (mineral) y ácido picolínico. Se vende como un suplemento en tiendas especializadas. Ayuda a controlar el apetito, disminuye la ansiedad, aumenta el metabolismo y previene la pérdida de masa muscular. Generalmente la dosis recomendada es aproximadamente 400 mcg al día. Puedes encontrarlo en las tiendas de GNC.

Cómo siempre ten presente que para disfrutar de una vida plena, saludable, libre de dolencias y enfermedades, el ejercicio de la mano con todos estos consejos alimenticios son esenciales para lograrlo.

Si tienes consultas, dudas, o simplemente quieres comentar o compartir esta entrada en mi blog siéntete libre de hacerlo.

¡Nos encontramos muy pronto!

Besos, :*

Marce.

 

¡Ponte en forma después del embarazo!

 

the duc.jpg

Después de dar a luz y de pasar por momentos tan importantes e inolvidables de sus vidas, muchas mujeres no ven el día en que tengan luz verde para iniciar con un plan de ejercicios para recuperar la figura que tenían antes de quedar embarazas.

Y es que el embarazo por más saludable que se haya tratado de llevar, siempre trae consigo unos kilitos de más y otros cambios físicos en los que es importante trabajar para recobrar la silueta, la seguridad en si mismas, la autoestima y sentirse bien física y emocionalmente.

Como saben soy fiel defensora de un estilo de vida saludable, y me encanta cuando veo mujeres decididas a ponerse en forma, pero antes que nada, lo más importante es tomarse todo con calma, el cuerpo de la mujer requiere de un tiempo prudente para que todo se acomode y vuelva a su estado habitual, que generalmente ocurre en la etapa del postparto llamada puerperio o como se le conoce comúnmente como la cuarentena. Es de suma importancia otorgarle al cuerpo este tiempo, descansar y cuidarse para cargar baterías y ponerle fuerte con los ejercicios una vez transcurrido este periodo.

No te preocupes como quedó menganita o sutanita después de dar a luz, todas las mujeres son diferentes y por suerte si decides entrenar con un plan personalizado, con compromiso, disciplina y voluntad, más temprano de lo que esperas vas a ver los resultados que anhelabas y te podrás poner nuevamente aquellos jeans que tanto te gustaban antes de quedar embarazada. 🙂

Esta semana en nuestro Facebook compartiré una serie de ejercicios que puedes hacer en la tranquilidad de tu casa y que te ayudarán a ponerte en forma.

Recuerda que no haces nada matándote entrenando si no optas por un estilo de vida saludable adoptando una dieta balanceada, eliminando grasas, azúcares, comida rápida y demás comidas que solo perjudican tu pronta recuperación.

El embarazo no es fácil, el parto no es fácil, la recuperación de la cesárea no es fácil, pero ya lo superaste, quiere decir que eres una mujer valiente y luchadora, así que entrenar fuertemente será más fácil de lo que ya has pasado. ¡Tu puedes!

¿Estás lista para dar el siguiente paso? ¡Entonces no te pierdas mis próximas publicaciones!

¡Nos encontramos en Facebook!

Besos,

Marce.