Queque Navideño light… ¡Exquisto!

 

maxresdefault

La Navidad aparte de ser una época de unión familiar, de regocijo, de disfrutar de buenos e inolvidables momentos con nuestros seres queridos, también es una época dónde se preparan deliciosos platillos que generalmente no tenemos la ocasión de disfrutar el resto del año, entonces cometemos el pecadito de comer de más de cada cosita porque sabemos o creemos que es como una “oportunidad única”… ¡Ay que mal nos portamos!

Al igual que los tamales; el queque de Navidad es una tradición gastronómica en nuestra cultura y a dondequiera que vayamos siempre hay una porción esperándonos… ¡Siempre!

Una sola rebanadita pequeña de queque navideño podría llegar a tener hasta 200 calorías, eso si topamos con suerte que no tenga mucha azúcar y otros ingredientes que lo hacen mucho más calórico.

Es por eso que se me ocurrió compartirte una receta de queque navideño light, dónde la esencia y el sabor típico de este queque están presentes , pero de una forma más saludable,  para que los disfrutes sin remordimientos (y sin abusarte) y a la vez puedas compartirlo con tus invitados para la cena de Navidad o  hasta para hacer regalitos súper originales. ¡Es un lindo detalle!

¿Comenzamos? 

Lo que necesitas:

  • 1 taza de harina. (puedes probar con harina integral).
  • 1 cucharada de harina extra (para enharinar el molde).
  • 1/2 taza de nueces (macadamias, almendras, pecanas).
  • 1 1/2 taza de frutas deshidratadas (pasas, dátiles, albaricoques, higos).
  • ½ cdta polvo de hornear (Royal).
    ½ cdta canela en polvo.
  • 1/8 cdta de nuez moscada.
  • ¼  taza mantequilla liviana, derretida.
  • 1 cdta de vainilla.
  • ¾ taza de stevia.
  • 1 huevo.
  • 2 claras de huevo.
  • 5 cucharadas de ron claro. (puedes llevarlo a ebullición para que el alcohol se evapore)
  • 1 cdta de ralladura de naranja.
  • ¼ cdta sal.

Preparación: 

Primero precalienta el horno a 325°F. Y ten listo el molde engrasado, preferiblemente con aceite en aerosol y termina de preparalo con harina. ¡Jamás se te pegaría!

En un tazón combina las frutas deshidratadas y las nueces con 1 ½ cucharadas de harina. Trata de que quede muy bien mezclado. Resérvalo.

En otro tazón, mezcla 1 taza de harina, el polvo de hornear, la canela, la sal y la nuez moscada.

Ten la batidora lista, y en el tazón agrega la mantequilla junto con la stevia y mezcal muy bien.  Seguidamente agrega las claras de huevo y el huevo entero, 3 cucharadas de ron, vainilla y ralladura de naranja. Baja un poco la velocidad y agrega la mezcla de harina poco a poco.

Separa el tazón de la batidora y agrega la mezcla de frutas deshidratadas asegurándote que los movimientos sean envolventes. Ya toda la mezcla lista, puedes pasarla al molde que preparaste al principio y cúbrelo con papel aluminio y llévalo al horno por 1 hora.

Pasada la hora en el horno, con una brochita puedes pasarle encima lo que quedaba del ron. Y déjalo enfriar para después desmontarlo y colocarlo en una rejilla.

Yo se que al terminarlo vas a querer devorarlo y compartirlo pero lo mejor es envolverlo en plástico de cocina, después en papel aluminio y ponerlo en la refri por un mínimo de 24 horas. Pasado este tiempo estará listo y delicioso para servir.

¿Te animas a hacerlo? ¡Estoy segura de que TODOS te pedirán la receta!

¡Me cuentas como te fue!

Que disfrutes muchísimo de esta hermosa época con tus seres queridos. ¡Feliz Navidad y que te espere un maravilloso 2016!

Besos,

Marce.

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s